Tyson Fury “no parece listo” para pelear contra Deontay Wilder, afirma Eddie Hearn

Hearn advirtió que Wilder podría causar una sorpresa con su golpe de poder “peligroso”

Jamie Braidwood
viernes 01 octubre 2021 22:22

Sin Límites: El prodigio del boxeo

Read in English

Tyson Fury "no parece estar listo" para su próxima pelea por el título de peso pesado contra Deontay Wilder, afirmó el promotor rival Eddie Hearn.

Fury defenderá su título del CMB contra Wilder el sábado 9 de octubre en Las Vegas, en el tercer combate entre ambos.

Es la primera pelea de Fury desde que venció a Wilder en el séptimo asalto en febrero de 2020 y la pelea se pospuso desde su fecha original en julio, después de que el “Gypsy King” dio positivo por covid-19.

Se pensó que si Fury derrotaba a Wilder, establecería la tan esperada lucha de unificación británica contra Anthony Joshua, pero esos planes se frustraron después de que Oleksandr Usyk derrotó por decisión unánime a Joshua el fin de semana pasado.

Y aunque el promotor de Joshua, Hearn, sostiene que Fury sigue siendo el favorito para derrotar a Wilder, ha advertido que podría haber otra sorpresa en el futuro si Fury no está en su mejor condición.

"Tyson Fury no parece estar listo, en mi opinión", dijo Hearn a Boxing Social. “Sigo pensando que ganará cómodamente, pero también cabe la posibilidad de que ocurra un error.

“Si comete un error contra Deontay Wilder, podría costarle la pelea. Es muy peligroso.

“No lo veo [Fury] perdiendo un round, pero realmente no importa. Un error y se puede acabar.

Leer más: Tommy Fury ansioso por enfrentarse a Jake Paul en el carnaval de boxeo en Cleveland

"En general, espero que gane porque quiero que el CMB ordene la obligatoriedad de Fury - [Dillian] Whyte", añadió Hearn.

Fury afirma que planea dar el peso más pesado de su carrera para la defensa del título, aunque el pugilista de 33 años ha admitido que sus preparativos para la pelea se han interrumpido.

Además de dar positivo por covid-19, Fury se tomó un tiempo libre de su campo de entrenamiento en agosto, cuando su hija recién nacida sufrió complicaciones de salud después de su nacimiento que la llevaron a cuidados intensivos.