Pelea entre Canelo Álvarez y Callum Smith atrae a miles de personas al mercado de las transmisiones ilegales

Las redes sociales son las encargadas de difundir las transmisiones ilegales de varios eventos deportivos

Anthony Cuthbertson
domingo 20 diciembre 2020 00:20
<p>La pelea entre Canelo y Callum puede ser vista en línea por &nbsp;DAZN</p>

La pelea entre Canelo y Callum puede ser vista en línea por  DAZN

Read in English

Saúl Álvarez se enfrenta al británico Callum Smith este sábado por la noche en una pelea por el título de peso súper mediano que se espera atraiga a millones de espectadores en línea.

Es la primera pelea de Canelo en 2020 y podría cimentar su reputación como el mejor boxeador libra por libra del mundo si puede unificar los cinturones. Pero más allá del legado del boxeo hay una historia paralela que involucra contratos multimillonarios, derechos de transmisión y la proliferación sin precedentes de transmisiones en vivo gratuitas que se difunden en línea.

Un contrato de 365 millones de dólares y 11 peleas entre la emisora DAZN y el promotor de Canelo, Golden Boy, se disolvió el mes pasado después de que ambas partes acordaron ponerle fin. A pesar de que el mexicano es un agente libre, la pelea aún se transmitirá en DAZN, lo que le costará a los espectadores por registrarse y ver el combate.

Solo alrededor de 12,000 fanáticos podrán ingresar al Alamodome en Texas, en donde se celebrará la pelea, debido a las restricciones de COVID-19, lo que significa que miles, si no millones, buscarán verlo en línea.

La tarifa de DAZN significa que muchos fanáticos probablemente buscarán formas gratuitas de ver una transmisión en vivo. Las transmisiones piratas generalmente comienzan a inundar los sitios de redes sociales como Facebook y Twitter en la preparación para la pelea.

Las peleas anteriores de alta demanda, como el reciente enfrentamiento de peso pesado entre Anthony Joshua y Kubrat Pulev, también vieron a los sitios de transmisión en vivo gratuitos ocupar un lugar destacado en los motores de búsqueda populares, y también aparecieron en sitios como Reddit.

Tales peleas han resultado en la eliminación de decenas de miles de transmisiones ilícitas, según los datos de piratería, con potencialmente millones de espectadores acudiendo a ellas.

En un esfuerzo por acabar con el flagelo de la piratería, la policía ha dado el paso poco ortodoxo de apuntar a los espectadores de las transmisiones en lugar de a las personas y empresas que las albergan.

Miles de personas en el Reino Unido recibieron este mes advertencias de cese y desistimiento de la policía de Lancashire, que advirtió que cualquier persona que busque ver transmisiones gratuitas en vivo de forma ilegal podría enfrentar hasta cinco años de prisión.

“Las personas que [ven transmisiones gratuitas] pueden no darse cuenta de que son ilegales, pero el hecho es que lo son, y creemos que las personas que las venden lo saben”, dijo Olivia Dodding, Oficial de Protección / Prevención Cibernética de la Policía de Lancashire.

"Lo que puede costarle una cuota única relativamente pequeña, en realidad da como resultado que los productores de televisión y las emisoras deportivas pierdan millones de libras, lo que afecta su capacidad para realizar y mostrar eventos deportivos y series de entretenimiento, que muchos de nosotros disfrutamos viendo".

A pesar de las advertencias, ninguna persona ha recibido una sentencia de prisión por simplemente ver una transmisión ilegal en vivo.