Mucha destrucción, poca ayuda, tras sismo en Afganistán

Residentes ven destrucción en todas partes y escasa ayuda días después que un sismo de magnitud 6 devastó una remota región del sudeste de Afganistán y mató al menos a 1.150 personas

AFGANISTÁN-TERREMOTO
AFGANISTÁN-TERREMOTO

Cuando la tierra fue sacudida por el terremoto de esta semana en Afganistán, la casa de piedra y lodo de Nahim Gul se desplomó sobre él.

Gul emergió de entre los escombros en la oscuridad pre matutina, asfixiándose con el polvo mientras buscaba a su padre y sus dos hermanas. No sabe cuántas horas se pasó escarbando antes de ver sus cuerpos bajo las ruinas. Los tres estaban muertos.

Ahora, días después de que un sismo de magnitud 6 devastó una remota región del sudeste de Afganistán y mató al menos a 1.150 personas, de acuerdo con estimados oficiales, Gul ve destrucción en todas partes y escasa ayuda. Sus sobrinos también murieron en el terremoto, aplastados por las paredes de su casa.

La ONU ha dicho que el total de muertos es 770 pero advirtió que la cifra podría aumentar.

“No sé qué nos va a suceder ni cómo vamos a reiniciar nuestras vidas”, Gul le dijo a la Associated Press el domingo: “No tenemos dinero para reconstruir”.

Ése es un temor compartido por los miles de afectados en aldeas pobres donde los daños del terremoto se sintieron más intensamente— en las provincias de Paktika y Jost, junto con las montañas escarpadas junto a la frontera con Pakistán.

Quienes apenas sobrevivían antes ahora lo han perdido todo. Muchos aún no han sido visitados por grupos de ayuda o las autoridades, que pasan trabajos para llegar a la región rodeada de caminos destruidos — algunos impasables debido a aludes.

Consciente de sus límites financieros, el gobierno del Talibán ha pedido asistencia extranjera y el sábado llamó a Washington a descongelar miles de millones de dólares de las reservas monetarias afganas. La ONU y varios grupos internacionales de ayuda, además de diversos países, se han movilizado para ayudar.

China prometió el sábado casi 7,5 millones en ayuda humanitaria de emergencia, sumándose a países como Irán, Pakistán, Corea del Sur, los Emiratos Árabes Unidos y Qatar en envíos de tiendas de campaña, toallas, camas y otros suministros necesitados urgentemente en el área.

El vice representante especial de la ONU Ramiz Alakbarov recorrió la provincia de Paktika el sábado para evaluar los daños y distribuir comida, medicamentos y tiendas de campaña. Helicópteros de las Naciones Unidas cargados con pan, harina, arroz y mantas han estado llegando a zonas afectadas.

Register for free to continue reading

Registration is a free and easy way to support our truly independent journalism

By registering, you will also enjoy limited access to Premium articles, exclusive newsletters, commenting, and virtual events with our leading journalists

Please enter a valid email
Please enter a valid email
Must be at least 6 characters, include an upper and lower case character and a number
Must be at least 6 characters, include an upper and lower case character and a number
Must be at least 6 characters, include an upper and lower case character and a number
Please enter your first name
Special characters aren’t allowed
Please enter a name between 1 and 40 characters
Please enter your last name
Special characters aren’t allowed
Please enter a name between 1 and 40 characters
You must be over 18 years old to register
You must be over 18 years old to register
Opt-out-policy
You can opt-out at any time by signing in to your account to manage your preferences. Each email has a link to unsubscribe.

By clicking ‘Create my account’ you confirm that your data has been entered correctly and you have read and agree to our Terms of use, Cookie policy and Privacy notice.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy policy and Terms of service apply.

Already have an account? sign in

By clicking ‘Register’ you confirm that your data has been entered correctly and you have read and agree to our Terms of use, Cookie policy and Privacy notice.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy policy and Terms of service apply.

Register for free to continue reading

Registration is a free and easy way to support our truly independent journalism

By registering, you will also enjoy limited access to Premium articles, exclusive newsletters, commenting, and virtual events with our leading journalists

Already have an account? sign in

By clicking ‘Register’ you confirm that your data has been entered correctly and you have read and agree to our Terms of use, Cookie policy and Privacy notice.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy policy and Terms of service apply.

Thank you for registering

Please refresh the page or navigate to another page on the site to be automatically logged inPlease refresh your browser to be logged in