Irán: 2 candidatos renuncian a un día de las presidenciales

Las elecciones presidenciales en Irán se encaminan hacia un duelo entre el ortodoxo jefe de la justicia del país y un moderado exgobernador del Banco Central, después de que dos candidatos renunciaran el último día de campaña, para despejar el camino a los favoritos

AP Noticias
miércoles 16 junio 2021 11:49
IRAN-ELECCIONES
IRAN-ELECCIONES

Las elecciones presidenciales en Irán se encaminaban el miércoles hacia un duelo entre el ortodoxo jefe de la justicia del país y un moderado exgobernador del Banco Central, después de que dos candidatos renunciaran en el último día de campaña para despejar el camino a los favoritos.

Mohsen Mehralizadeh, el único candidato reformista en los comicios, y el ortodoxo Alireza Zakani se retiraron de la pugna, según medios estatales, lo que dejó sólo cinco aspirantes. Estas renuncias son habituales en las elecciones presidenciales iraníes para mejorar las posibilidades de candidatos afines.

La salida de Mehralizadeh, de 64 años, que fue gobernador de dos provincias de Irán, pretendía mejorar las opciones del exgobernador del banco central, Abdolnasser Hemmati, que se ha presentado como moderado y continuación de la línea del presidente, Hasán Ruhani, que no puede volver a presentarse por la limitación de mandatos.

Analistas y sondeos creen que Hemmati está por detrás del jefe de la judicatura, el ortodoxo Ebrahim Raisi, que se cree es el favorito y ha contado durante años con el apoyo del líder supremo, el ayatolá Ali Jamenei.

Zakani, un legislador de 55 años que vio rechazada dos veces su candidatura a la presidencia en elecciones previas, también canceló su campaña y expresó su apoyo a Raisi.

Se esperaba que más candidatos renunciaran el miércoles. Más de 200 miembros del parlamento, donde hay una mayoría ultraconservadora, publicaron un comunicado instando al resto de candidatos conservadores a retirarse y apoyar a Raisi.

Los candidatos autorizados en Irán se mueven en un margen entre los más conservadores que quieren ampliar el programa nuclear iraní y plantar cara al mundo, los moderados que prefieren la situación actual y los reformistas que quieren cambiar desde dentro el sistema teocrático.

Debido en parte al gran número de candidaturas rechazadas por las autoridades y a la pandemia del coronavirus, hay un gran desinterés de los votantes. La Agencia Estudiantil Iraní de Encuestas, vinculada al estado, estimó en su último reporte una participación del 42% en las elecciones en el país de 59 millones de posibles votantes, lo que sería un mínimo histórico, en medio de llamadas al boicot.

___

La periodista de Associated Press Isabel DeBre, en Dubái Emiratos Árabes Unidos contribuyó a este despacho.