Gobierno recomienda a británicos refuerzo contra COVID-19

Presionado por el aumento de la trasmisión del coronavirus y la alarma de los expertos en salud, el gobierno británico exhorta a millones de personas a recibir vacunas de refuerzo, pero rechazó los reclamos de volver a imponer restricciones tales como el uso obligatorio de mascarillas

AP Noticias
miércoles 20 octubre 2021 15:33
CORONAVIRUS-GBRETAÑA
CORONAVIRUS-GBRETAÑA

Presionado por el aumento de la trasmisión del coronavirus y la alarma de los expertos en salud, el gobierno británico exhortó el miércoles a millones de personas a recibir vacunas de refuerzo, pero rechazó los reclamos de volver a imponer restricciones tales como el uso obligatorio de mascarillas.

Gran Bretaña apuesta a que las vacunas mantengan el virus a raya durante los meses de otoño e invierno. Casi el 80% de los mayores de 12 años han recibido dos dosis y se ofrece una tercera de refuerzo, principalmente a los mayores de 50 años.

Pero los detractores dicen que la campaña de refuerzo es más lenta que el virus. El Reino Unido registró casi 50.000 casos nuevos en un día de esta semana y el promedio es de 44.000 casos diarios, 16% más que la semana pasada.

Matthew Taylor, director del organismo de salud NHS Confederation, dijo que el sistema de salud podría verse abrumado si no se tomas inmediatamente más medidas para detener la trasmisión del COVID-19.

“Es hora de que el gobierno aplique el Plan B de su estrategia sin demoras, porque sin medidas preventivas corremos el riesgo de sufrir una crisis invernal”, dijo Taylor.

El gobierno conservador del primer ministro Boris Johnson levantó varias restricciones en julio, como el uso obligatorio de la mascarilla y el distanciamiento social. Los clubes nocturnos y otros locales pudieron abrir con su aforo completo y se dejó de aconsejar a la gente que trabaje desde la casa.

Algunos científicos temieron un fuerte aumento de casos después de la reapertura. Éste no ocurrió, pero persisten las tasas elevadas de infección que últimamente han vuelto a aumentar, sobre todo entre los niños, a los que en gran medida no se ha vacunado.

La semana pasada, la Oficina Nacional de Estadísticas calculó que una de cada 60 personas en Inglaterra se contagió del virus, uno de los niveles más altos hasta el momento.

Las hospitalizaciones y muertes aumentan gradualmente, con un promedio diario de 130 muertes la semana pasada. Gran Bretaña ha registrado más de 138.000 muertes, la cifra más alta de Europa después de Rusia.