GlaxoSmithKline y CureVac trabajarán en vacunas contra COVID

La farmacéutica GlaxoSmithKline trabajará con la compañía biofarmacéutica alemana CureVac para desarrollar nuevas vacunas dirigidas a variantes que están surgiendo del COVID-19

AP Noticias
miércoles 03 febrero 2021 13:46
CORONAVIRUS-GRAN BRETAÑA-VACUNAS
CORONAVIRUS-GRAN BRETAÑA-VACUNAS

La farmacéutica GlaxoSmithKline anunció el miércoles que trabajará con una compañía biofarmacéutica alemana para desarrollar nuevas vacunas dirigidas a variantes que están surgiendo del COVID-19 ante la preocupación de que algunas mutaciones sean más difíciles de combatir.

GSK planea invertir 150 millones de euros (181 millones de dólares) para apoyar la investigación de CureVac, con sede en Tubingen, Alemania, que está desarrollando vacunas de ARN mensajero para atacar la enfermedad. GSK también dijo que ayudará este año a hacer hasta 100 millones de dosis de la vacuna candidata para el COVID-19 que la empresa ya tiene.

“El aumento de variantes emergentes con el potencial de reducir la eficacia de las vacunas COVID-19 de primera generación requiere acelerar los esfuerzos para desarrollar vacunas contra nuevas variantes para mantenerse un paso por delante de la pandemia”, dijeron las empresas en un comunicado.

El anuncio se produce mientras las autoridades de salud de todo el mundo expresan su preocupación por las nuevas variantes de virus que son más contagiosas o resistentes a las vacunas existentes. Los virus mutan constantemente y la mayoría de los cambios causan poca preocupación, pero los científicos están siguiendo de cerca estas mutaciones para asegurarse de identificar rápidamente las variantes potencialmente más peligrosas.

Esta semana, las autoridades británicas comenzaron a realizar pruebas de coronavirus casa por casa en comunidades seleccionadas para tratar de sofocar una nueva variante del COVID-19 antes de que se propague y socave un programa de vacunación a nivel nacional.

Las autoridades quieren examinar a unas 80.000 personas en ocho áreas donde se cree que la variante, identificada por primera vez en Sudáfrica, se está propagando después de que se encontraron algunos casos en personas que no tuvieron contacto con el país ni con nadie que viajara allí.