Estudio: sequía en Madagascar no fue por el cambio climático

La devastadora sequía y hambruna de Madagascar no fue culpa del cambio climático, aseguran los científicos en un nuevo análisis

AP Noticias
jueves 02 diciembre 2021 00:46
MADAGASCAR-CAMBIO CLIMÁTICO
MADAGASCAR-CAMBIO CLIMÁTICO

La devastadora sequía y hambruna de Madagascar no fue culpa del cambio climático, aseguraron los científicos en un nuevo análisis publicado el miércoles.

La organización World Weather Attribution, que realiza estudios en tiempo real de las condiciones meteorológicas extremas en todo el mundo, hizo un análisis de la sequía, que dejó a Madagascar con un 60% de sus precipitaciones pluviales normales de julio de 2019 a junio de 2021.

El grupo no encontró ninguna huella estadísticamente significativa del cambio climático provocado por el hombre. En lugar de eso, los investigadores concluyeron que la sequía fue una peculiaridad meteorológica aleatoria, una que tiene la posibilidad de ocurrir una vez cada 135 años aproximadamente.

“Es un hecho inusual, pero está dentro de la variabilidad natural”, dijo la coautora del estudio Friederike Otto, climatóloga en el Imperial College de Londres. “Para este tipo de precipitaciones escasas, el cambio climático no es un factor principal”.

En Madagascar son comunes los cambios de mucha lluvia a escasa, señaló Otto, quien añadió que la hambruna tiene otra causa importante.

“El motor de la hambruna o de la seguridad alimentaria es en gran medida la alta vulnerabilidad de la gente de la región”, comentó Otto. “Hay unos índices de pobreza escandalosamente altos”.

El equipo de científicos internacionales se basó en la técnica establecida de utilizar simulaciones por computadora para descifrar lo que ocurriría en un mundo sin casi 1,2 grados centígrados (2,2 grados Fahrenheit) de calentamiento respecto a la época preindustrial y comparándolo con lo que ha ocurrido. Con este método, los científicos han encontrado que muchos fenómenos meteorológicos extremos han sido agravados por el calentamiento global, incluida la ola de calor de este verano que azotó el noroeste de Estados Unidos y occidente de Canadá así como unas inundaciones letales en Europa

El estudio más reciente no ha sido revisado todavía por otros expertos del ramo.

___

Seth Borenstein está en Twitter en: @borenbears

___

El Departamento de Salud y Ciencia de The Associated Press recibe apoyo del Departamento de Educación Científica del Instituto Médico Howard Hughes. La AP es la única responsable de todo el contenido

Register for free to continue reading

Registration is a free and easy way to support our truly independent journalism

By registering, you will also enjoy limited access to Premium articles, exclusive newsletters, commenting, and virtual events with our leading journalists

Already have an account? sign in

By clicking ‘Register’ you confirm that your data has been entered correctly and you have read and agree to our Terms of use, Cookie policy and Privacy notice.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy policy and Terms of service apply.

Thank you for registering

Please refresh the page or navigate to another page on the site to be automatically logged inPlease refresh your browser to be logged in